Bienestar Integral del Ser Humano

La trampa del ego para el que busca la libertad desesperadamente

Por muchos años he dedicado tiempo al estudio de las personas que buscan desesperadamente su libertad, incluso oponiéndose a cualquier tipo de autoridad, guía o consejo através de un gran enojo.

Por algún tiempo pensé que esto era una característica normal de la esencia de cada humano y que incluso estas personas estaban más evolucionadas.

Pero conforme más he estudiado, analizando comportamientos y patrones a fondo me doy cuenta que en la mayor parte de los casos es una interpretación de libertad que viene desde el ego ya sea por información transgeneracional o por situaciones vividas en la infancia.

Desde una perspectiva más espiritual incluso diríamos que este dilema es una situación que cada alma se permite vivir para lograr un aprendizaje.

Porque creo esto:

Porque muchas de estas personas que buscan “desesperadamente” la libertad y no respetan ninguna autoridad lo hacen desde el MIEDO A SER CONTROLADOS y deciden ser ellos los que someten, dirigen y controlan para evitar que otros los sometan a ellos.

Se presentan como víctimas de un mundo controlador el cual ellos mismos terminan generando al punto que entre más obediente, sometido el otro mejor.

Y entonces con la historia de su libertad y derechos quieren que la gente acepte cosas con las que no están de acuerdo, quieren que los otros aguanten, quieren que los otros cambien, quieren que los otros giren a su alrededor y se supriman a sí mismos por dejarlos a ellos ser “libres”.

Entonces terminan siendo ejecutores de aquello que tanto temen para si. Por lo qué la búsqueda de su libertad es solo una máscara del ego, porque el miedo solo existe en el ego.

En la escuela del eneagrama de la personalidad, la cual enseño a mis clientes de coaching, se habla de 9 eneatipos, cada eneatipo es una personalidad, cada personalidad es una máscara para sobrevivir.

El eneatipo número 8 “El desafiador” se caracteriza por tener un miedo profundo a ser controlado, un miedo profundo a ser sometido.

La ejecución de esta falsa libertad solo daría como resultado la manipulación y el abuso cómo en la famosa película “La purga” donde ese día todos actúan desde su sombra.

La esencia no lucha por la libertad, porque sabe que es su estado natural, que le pertenece.

La esencia sabe que el miedo y el amor son dos caras de la misma moneda en este plano físico… pero la sabiduría interna de cada uno nos abrirá camino.

La esencia es amor puro. La esencia no necesita callar, apagar ni someter para demostrar quien es (ni siquiera ocupa demostrarlo), la esencia no necesita controlar, porque no teme a los demás sabe que su naturaleza es brillar, que todo es perfecto como es y que tiene el poder para salir adelante de todo.

Quien vive en esta lucha algún día tomará consciencia de que aquello por lo que tanto lucho siempre lo tuvo… es el camino que su alma ha elegido para el aprendizaje.

Desde el hogar, la religión y la educación preescolar debemos trabajar en fortalecer la autoestima, el empoderamiento, la confianza, el amor, la auto indagación, en la niñez para enseñarles desde muy pequeños a conectar con su sabiduría interna.

Autor:
Alba Valverde Castillo
Coaching y Neuropsicología Clínica

Share on facebook

Artículos Relacionados

Desafiando la adversidad

“Superando la adversidad,mensajes de superación,resiliencia y afirmaciones positivas” Desafiando la adversidad Vamos con el refranero popular: ¿A quién se le ocurre metérsele al tren? ¿O

Leer más »

Soulosophy

Soulosophy es una plataforma digital que incluye contenido orientado al bienestar integral de las personas y sus organizaciones con un enfoque holístico.

Nos ajustamos a sus necesidades creando soluciones a la medida.

Temas Favoritos
Servicios